Pollo en salsa suprema

Mira que llevo tiempo preparando recetas de pollo en salsa, pero para mi asombro aún hay algunas muy sencillas que estoy descubriendo por primera vez.

Pollo en salsa suprema

Es el caso de  ésta deliciosa receta de pollo en salsa suprema, que precisamente me comentó mi buena amiga Romina, el pasado lunes.

¿Se animan a acompañarme a probar éste delicioso pollo dorado en salsa suprema?

Les aseguro que no se van a arrepentir del resultado, sobre todo cuando comprueben lo fácil que es de preparar.

Ingredientes para hacer pollo en salsa suprema

  • Pechugas de pollo 4
  • Jugo de un limón mediano
  • Caldo de pollo 400 cm³
  • Manteca 200 g
  • Crema de leche 200 cm³
  • Roux (manteca y harina) 60g
  • Aceite de oliva en cantidad necesaria
  • Sal y pimienta

Como hacer pechugas de pollo en salsa suprema

Lo primero que vamos hacer para esta deliciosa receta de pollo en salsa suprema será quitarle toda la piel y la grasa excedente a las pechugas, para luego condimentarlas con sal y pimienta por ambos lados.

Colocar una plancha al fuego y agregar una pizca de aceite de oliva, sellar las pechugas por ambos lados hasta que adquieran ese tentador tono dorado.

Tapar la plancha y terminar de cocinar las pechugas a fuego suave hasta que estén perfectamente hechas en su interior.

En una cacerola agregar la manteca y comenzar a derretir mientras mezclamos con un batidor de varillas, luego agregar el jugo de limón y continuar batiendo.

Cuando estos dos ingredientes estén calientes incorporar por último la crema de leche, y cuando nos acerquemos al punto de ebullición sumar el roux (mantequilla cocida con harina, utilizada como base de la salsa blanca) y continuar batiendo hasta obtener una crema lisa y homogénea.

Condimentar la salsa con sal y pimienta a gusto, también podrías agregar una pizca de nuez moscada si lo deseas.

Servir las pechugas acompañada de esta deliciosa salsa suprema, se trata de una salsa de sabor muy agradable que podemos acompañar con puré, papas fritas, tallarines, vegetales al vapor, o cualquier otra guarnición que acepte salsas de crema y mantequilla.

Espero te animes a probar esta deliciosa salsa suprema para acompañar pechugas o muslos de pollo dorados. Te va a encantar!

Pollo y yerba mate

Para los que conocen el placer de un buen mate caliente recién cebado, esta receta de pollo con yerba mate tal vez no les resulte disparatada, sino mas bien una alternativa tentadora y deliciosa. Pollo y Yerba Mate

Llevaba tiempo queriendo mezclar dos de los ingredientes de la cocina con los que más cómoda me siento: Pollo y yerba mate; pero no encontraba una receta que sacase lo mejor de ambos productos a mi entender.

Por ello tras probar y conocer éste interesante pollo en caldo de yerba mate siento que finalmente la búsqueda ha concluido, con un grato resultado que quiero compartirles. ¿Se animan a probarlo?

Ingredientes para hacer pollo en caldo de yerba mate

  • Pollo entero 1
  • Puerros 2 pequeños
  • Cebollas 2 pequeñas
  • Ajos 4 dientes grandes
  • Laurel 2 hojas pequeñas
  • Yerba mate 4 cucharadas soperas
  • Sal, pimienta y aceite de oliva en cantidad necesaria
  • Para acompañar mix de hojas verdes

Como hacer pollo en reducción de yerba mate

Lo primero será cortar el pollo en presas de tamaño parejo, quitando todo el excedente de grasa que nos vayamos encontrando, así lograremos un caldo magro, sabroso y saludable.

Condimentar con sal y pimienta por todos los lados de cada una de las presas y reservar.

En una cacerola grande colocar las cebollas y los puerros cortados groseramente, las hojas de laurel seco, agregar también los dientes de ajo machacados y el pollo, cubrir con abundante agua.

Cocinar por unos 20 minutos y agregar la yerba a la cacerola del preparado, continuar la cocción hasta que el pollo esté completamente hecho.

Alcanzado el punto de cocción deseado retirar las presas de pollo y dorarlas en una sartén con aceite de oliva por ambos lados.

Colar el caldo y reducirlo a fuego fuerte. Una vez esté dorado el pollo agregar unas cuantas cucharadas del caldo reducido y servir.

Se puede acompañar con una ensalada de hojas verdes mixta, con puré, arroz, fideos o la guarnición que más te guste.

El sabor a yerba mate será sutil, no te preocupes, ya que 4 cucharadas en aproximadamente unos 3 litros de agua no serán demasiado.

Anímate a probar ésta diferente receta de pollo con yerba mate, y si la haces no te olvides de contarme en los comentarios que te pareció.

Sopa de pollo con garbanzos

¿Te acuerdas que he mencionado lo importante que es incorporar cereales y legumbres a nuestras comidas de todos los días?

Sopa de pollo con garbanzos

Como soy una convencida de ello por sus grandes beneficios nutricionales, es que te quiero proponer otra receta de pollo con garbanzos.

En esta oportunidad lo que te quiero mostrar a hacer es una deliciosa sopa de pollo con garbanzos, un plato nutritivo, balanceado, rico en proteínas y fibras.

Si el igual que a mi te gusta disfrutar de la comida no sólo por su sabor, sino también por sus propiedades, de seguro te vas animar a preparar esta receta de sopa de pollo con garbanzos. Acompáñame a descubrir que necesitamos para cocinarla.

Ingredientes para hacer sopa de pollo con garbanzos

  • Aceite de oliva 2 cucharadas
  • Chirivía en rodajas una taza
  • Chalotas 2
  • Champiñones 1 taza
  • Ajo 1 diente
  • Caldo de pollo 500 cm³
  • Garbanzos en lata 1
  • Pechuga de pollo 1
  • Sal y pimienta en cantidad necesaria
  • Perejil fresco y tomillo a gusto

Como hacer sopa de pollo con garbanzos

Lo primero que vamos hacer será colocar una cacerola amplia al fuego con el aceite de oliva para saltear allí el ajo y las chalotas picadas bien pequeñas hasta transparentar, luego vamos agregar los champiñones en láminas y los vamos a saltear por dos o tres minutos.

A continuación vamos a condimentar con sal, pimienta y una pizca de tomillo; también vamos a incorporar el caldo de pollo, las rodajas de chirivía (para quienes no la conozcan es como una especie de zanahoria blanca, si no la consigues puedes reemplazarla por zanahoria tradicional), y también vamos a agregar la pechuga de pollo entera o cortada en trozos.

Si quieres luego deshacerla con ayuda de dos tenedores tras la cocción te recomiendo que la cocines entera, pero si quieres una cocción más rápida puedes colocarla en daditos pequeños.

Tapar la cacerola y cocinar a fuego medio durante unos 25 a 30 minutos, tiempo suficiente para que la pechuga del pollo se cocine perfectamente y también las chirivías.

Estaremos en condiciones ahora de colocar la lata de garbanzos escurrida, también puedes utilizar los tradicionales garbanzos secos, que deberás poner en remojo durante la noche anterior para facilitar su cocción.

En caso de utilizar los garbanzos secos debes colocarlos desde el comienzo de la cocción de la sopa, ya que necesitan de un tiempo considerable para ponerse tiernos.

Y así quedará concluida nuestra sopa de pollo y garbanzos, que serviremos acompañada de perejil fresco recién picado.