Ravioles verdes de pollo y ricota

Ravioles verdes de pollo y ricota
5 de 1 voto

Nada más rico para el plato clásico de pastas de un domingo al mediodía que un delicioso plato de ravioles verdes de pollo y ricota.

Ravioles verdes de pollo y ricotaEsta es una pasta rellena con pollo de sabor irresistible es la que podrás preparar siguiendo los pasos que a continuación detallamos por completo.

Cocinar ravioles verdes con pollo en casa es una tarea muy gratificante, que puedes compartir en familia desde la preparación hasta el momento de sentarse a la mesa a disfrutar del plato terminado.

Con esta receta para cocinar ravioles verdes de pollo y ricota obtendrás cuatro porciones generosas, pero si necesitas más, tan sólo deberás multiplicar esta receta de pollo para obtener las porciones necesarias.

Ingredientes para cocinar ravioles verdes de pollo y ricota

  • Para la masa:
  • Huevos 3
  • Harina común 600 g
  • Acelga (solo las hojas) media taza
  • Agua a temperatura ambiente cantidad necesaria
  • Sal y pimienta a gusto
  • Para el relleno:
  • Carne de pollo 2 tazas
  • Ricota 2 tazas
  • Sal, pimienta y nuez moscada a gusto

Como hacer ravioles verdes de pollo y ricota

El primer paso que seguiremos para cocinar esta deliciosa receta será preparar la masa para nuestros ravioles verdes caseros.

En una procesadora colocar las hojas de acelga previamente hervidas junto con los huevos, la sal y la pimienta.

Procesar durante algunos segundos hasta obtener una preparación de contextura homogénea.

En un recipiente amplio mezclar la preparación lograda en el paso anterior junto con la harina, recuerda que debes lograr una masa firme, pero si lo necesitas puedes incorporar un poco de agua a temperatura ambiente.

Amasar hasta lograr una masa bien lisa. Dejar descansar.

Para el relleno colocar en una procesadora la carne de pollo fría, que previamente habremos hervido en un caldo de verduras con pimienta. Incorporar también la ricota y los condimentos, procesar durante algunos minutos hasta obtener un relleno suave. Reservar.

Estirar la masa ya descansada en tiras de aproximadamente 2 a 3 mm de espesor, colocar pequeñas porciones del relleno y cubrir con otro listón de masa. Cerrar cada uno de los ravioles y cortar con ayuda de un corta pastas.

Con los ravioles verdes de pollo y ricota ya listos calentar una cacerola con abundante agua y sal. Cocinar los ravioles hasta que los mismos adquieran la textura deseada, sabrás que está perfectamente cocidos cuando los mismos suban a la superficie de la cacerola.

Puedes disfrutar de estos ravioles verdes de pollo y ricota con una deliciosa crema de leche perfumada con pimienta negra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.