Ensalada de pollo frito y repollo morado

Comer pollo frito es uno de los grandes placeres que me gusta disfrutar de vez en cuando.

Receta de Ensalada de pollo frito y repollo morado

Por ello busco todo tipo de recetas de pollo frito que pueda poner en práctica sin salirme de la dieta, ni gastar demasiado.

Esta ensalada de pollo frito y repollo morado es un claro ejemplo de lo que te estoy diciendo, ya que se trata de una receta deliciosa, muy nutritiva y totalmente accesible.

Me encanta que tú también aprendas a hacer ensalada de pollo frito y repollo morado, una delicia de la cual estoy seguro no te vas arrepentir.

Ingredientes para hacer ensalada de pollo frito y repollo morado

  • Pechugas de pollo 2
  • Brócoli 1 planta
  • Zanahoria 1
  • Repollo colorado un cuarto
  • Almidón de maíz una taza
  • Huevo 1
  • Sal y pimienta a gusto
  • Semillas de sésamo blanco 3 cucharadas
  • Aceite de oliva para condimentar la ensalada en cantidad necesaria
  • Aceite vegetal para freír

Receta de ensalada de pollo frito y repollo morado

Lo primero que tenemos que hacer para preparar esta deliciosa receta es lavar muy bien el brócoli y cocinarlo al vapor hasta que esté tierno.

Mientras cocinamos el brócoli vamos a cortar la pechuga de pollo en trocitos para luego condimentarla con sal y pimienta.

A continuación rebozarla en el almidón de maíz y sacudir cada una de las piezas para descartar el excedente, pasar por huevo batido y freír en abundante aceite vegetal caliente hasta dorar.

Retirar sobre papel absorbente.

Al tratarse de un rebozado sólo en almidón de maíz y huevo, obtendremos un pollo muy delicado pero totalmente sabroso, sin incorporar demasiado pan rallado o harina a la preparación.

Luego debes cortar el repollo morado y rallar la zanahoria, en un recipiente para mezclar todos los vegetales.

El brócoli puede estar tibio o frío de acuerdo a como más te guste, y al final agregar también el pollo frito.

Condimentar con sal, pimienta, aceite de oliva y si lo prefieres también una pizca de aceto balsámico, mezclar muy bien y terminar con unas deliciosas semillas de sésamo blanco.

Y así es como preparamos esta nutritiva ensalada de pollo frito con muchos vegetales, muy apetecible a la vista debido a sus colores vivos y diferentes texturas.

Morrones rellenos con pollo

Casi siempre que buscamos recetas de morrones rellenos con pollo vemos recetas calientes y con mucho queso…

Receta de Morrones rellenos con pollo

Pero para el verano es bueno tener una alternativa, para poder preparar esta delicia en su versión fría.

Por ello es que hoy te quiero enseñar a preparar estos deliciosos morrones fríos rellenos con pollo, que no sólo son muy fáciles de hacer sino que también son deliciosos y muy saludables.

Esta es de esas recetas de pollo en la que te brindo ideas para aprovechar restos de pollo cocido de recetas anteriores.  ¿Qué te parece si me acompañas a descubrir esta deliciosa receta de morrones rellenos con pollo y arroz?

Ingredientes para hacer morrones fríos rellenos con pollo

  • Morrones rojos 4
  • Arroz blanco cocido 1 taza
  • Cebolla morada 1 pequeña
  • Carne de pollo cocida 2 tazas
  • Salsa golf en cantidad necesaria
  • Perejil fresco picado 1 cucharada
  • Sal y pimienta a gusto

Como hacer morrones fríos rellenos con pollo

Lo primero que vamos hacer para preparar esta deliciosa receta de pollo es lavar muy bien los morrones y luego cortar la parte superior, para poder quitar el corazón con las semillas, conservando la parte superior del pimiento puesto que la vamos a utilizar de manera decorativa al terminar el plato.

Una vez muy limpios por dentro y por fuera nuestros morrones los vamos a cocinar en agua hirviendo durante dos o tres minutos, esto los hará más tiernos y suaves; pero ten cuidado de cortar rápidamente la cocción una vez pasado dicho tiempo, para evitar que se ablanden demasiado.

Dejar enfriar bocabajo para que escurran toda el agua.

Mientras se enfrían los morrones vamos a preparar el delicioso relleno para ellos.

En un recipiente amplio colocar la carne de pollo cocida picada bien pequeña junto con el arroz blanco, la cebolla morada rallada, el perejil picado, una pizca de sal y pimienta y salsa golf a gusto.

Mezclar muy bien todos estos ingredientes hasta lograr un relleno de consistencia homogénea. Si no te gusta la salsa golf puedes reemplazarla por mayonesa, queso crema, o incluso salsa blanca fría.

Sólo restará rellenar cada uno de los morrones con el preparado del paso anterior, para luego terminarlos con la parte superior del pimiento. Llevar a la heladera por aproximadamente unas dos horas antes de consumir.

Aquí tienes una forma diferente de preparar unos riquísimos morrones rojos rellenos con pollo para el verano.

Sándwich de pollo y zanahoria

Estaremos de acuerdo en que el sándwich de pollo es un preparado clásico que admite cientos de variaciones, y una de ellas es el sándwich de pollo y zanahoria.

Sándwich de pollo y zanahoria

Muchos piensan que comer sándwich puede no ser tan saludable, pero todo depende del modo en que los preparemos y de que ingredientes le aplicamos.

Esta receta de sandwich de pollo y zanahoria es totalmente saludable puesto que vamos a incorporar muchos vegetales, y también proteínas gracias a la carne del pollo y el queso crema que vamos a utilizar en el relleno.

Ingredientes para hacer sandwich de pollo y zanahoria

  • Pechuga de pollo 1
  • Queso crema 3 cucharadas
  • Mayonesa bajas calorías 1 cucharada grande
  • Zanahoria rallada 1
  • Pan de salvado con semillas 6 rodajas
  • Tomate, lechuga y cebolla morada a gusto
  • Aceite de oliva, sal y pimienta a gusto

Como hacer sandwich de pollo y zanahoria fácil

Lo primero que tenemos que hacer es cortar la pechuga de pollo en bifes quitándole toda la piel y la grasa visible, a continuación condimentarla con sal y pimienta por ambos lados.

Colocar una sartén al fuego con un buen chorrito de aceite de oliva, cocinar la pechuga por ambos lados hasta que este dorada y perfectamente cocida. Retirar del fuego y dejar enfriar.

Rallar la zanahoria bien fina y mezclar con el queso crema y la mayonesa, y el pollo cortado en trocitos pequeños, condimentar con una pizca de sal y pimienta.

En este paso si lo prefieres también puedes utilizar ralladura de limón, jengibre picado o incluso un poquito de apio picado bien pequeño, todos estos ingredientes le darán un sabor muy fresco al relleno de nuestro sandwich. Reservar.

Lavar muy bien la lechuga y el tomate y cortar rodajas de tomate.

Ya estamos en condiciones de amar nuestros deliciosos sándwiches de pollo y zanahoria, para ello agregar a gusto lechuga, tomate, el preparado del paso anterior y por último unas finas tiras de cebolla morada.

La combinación de vegetales crudos con lo cremoso del relleno para de este sándwich de pollo con pan de salvado algo irresistible, te recomiendo lo pruebes.