Milanesas de pollo con panko

Hay muchas formas de apanar milanesas de pollo, y una que no solemos tener tan en cuenta son las milanesas de pollo con panko.

Esto es realmente una lástima, ya que el apanado con panko sobre el pollo le da una textura crujiente inigualable.

Es por ello que te recomiendo que pruebes esta receta de milanesas de pollo con panko si es que aún no has de gustado esta delicia.

Ingredientes para hacer milanesas de pollo con panko

  • Pechugas de pollo 3
  • Huevos 3
  • Mostaza 1 cucharada
  • Sal y pimienta a gusto
  • Panko 2 tazas grandes
  • Aceite vegetal para freír en cantidad necesaria

Como hacer milanesas de pollo con panko caseras

Para disfrutar de esta deliciosa receta deberemos prepararla completamente en casa, ya que aún no podemos encontrar milanesas de pollo con panko en la carnicería o pollería de nuestro barrio.

Dependiendo del modo en que quieras utilizar las milanesas puedes prepararlas de gran tamaño, o en pequeños bocados, ideales para acompañar picadas o disfrutar durante una reunión social descontracturada.

En esta oportunidad yo te enseño a preparar pequeños bocados, como si fuesen nuggets de pollo.

Para ello vamos a cortar las pechugas de pollo de manera transversal, ello nos dará pequeños bifes, que también serán fáciles de apanar y cocinar.

Realizar este paso hasta acabar con todas las pechugas a las cuales les hemos quitado toda la piel y la grasa visible.

En un recipiente cómodo batir los tres huevos a temperatura ambiente junto con una pizca de sal y pimienta, y la mostaza.

Sumergir todos los trozos de pollo dentro de la mezcla de huevos y dejar reposar en la heladera por al menos una hora. Esto le dará mucho mejor sabor al pollo.

Transcurrido dicho tiempo de reposo pasar cada uno de los trozos de pollo por panko, realizando una leve presión con las manos para que el mismo se adhiera muy bien al pollo. Repetir esta operación hasta acabar por completo.

Colocar una sartén amplia al fuego y agregar abundante aceite en el cual vamos a freír el pollo a una temperatura media, esto es necesario para que la carne de pollo se cocine perfectamente hasta el interior.

Retirar sobre papel absorbente cuando el pollo este cocido y el rebozado bien dorado y crujiente.

Espero te animes a probar esta deliciosa receta de milanesas de pollo con panko.

Milanesas de pollo picantes

Podemos preparar milanesas de pollo de muchas formas diferentes y comerlas solas, en sándwiches, con salsas, fritas, al horno y también con ensaladas.Milanesas de pollo picantes

Pero ahora la propuesta es un poco mas osada: Una receta de milanesas de pollo picantes 

Esta receta de pollo incluye un picor sutil pero muy atractivo, que combina de maravilla con una fresca ensalada de hojas verdes y rabanitos.

Ingredientes para hacer milanesas picantes de pollo

  • Pechuga de pollo 2
  • Huevos 2
  • Pan rallado 2 tazas
  • Semillas de sésamo un pocillo pequeño
  • Pimienta de cayena una cucharadita
  • Pimienta negra y sal a gusto
  • Aceite para freír en cantidad necesaria
  • Mix de hojas verdes, tomates y rábanos para acompañar a gusto

Pollo empanizado picante

Comenzaremos esta receta de milanesas picante de pollo cortando las pechugas de pollo en pequeños trocitos para luego unirlos con los huevos batidos con sal, pimienta y la pimienta de cayena, mezclar muy bien todos los ingredientes.

Tapar el recipiente y llevar a la heladera por dos horas: Este tiempo será suficiente para que la carne del pollo se llene con los sabores que le hemos agregado a lo huevos.

Pasado dicho tiempo pasar cada uno de los trocitos de pollo por pan rallado mezclado con las semillas de sésamo (ajonjolí) realizando una leve presión en cada uno de ellos para que el rebozado se adhiera de manera pareja.

Repetir esta operación hasta acabar con toda la carne de pollo.

Colocar una sartén o cacerola amplia con abundante aceite y cocinar el pollo hasta que este bien dorado.

El modo en que a mi me gusta comer estas milanesas de pollo picantes es acompañando una fresca ensalada de hojas verdes mixtas, tomates rojos en gajos y rabanitos.

El picor de los rabanitos combina muy bien con el sabor que le hemos dado a la carne de pollo en estas deliciosas milanesas.

Si te gustan las recetas de pollo con sabor intenso debes probar esta riquísima receta de pollo empanizado picante.

Milanesas de pollo con salsa de ajo y miel

Resulta muy interesante variar las salsas para acompañar nuestras milanesas de pollo:

Milanesas de pollo con salsa de ajo y mielEs por ello que compartimos aquí una receta de milanesas de pollo con salsa de ajo y miel.

Aunque no lo parezca la combinación de miel y ajo es absolutamente deliciosa, que además combinada con el rebozado crujiente de estas milanesas de pollo caseras convertirá este plato en una comida irresistible.

Es muy sencillo de preparar esta receta de milanesas de pollo con salsa de miel y ajo, tan sólo debes leer las indicaciones que a continuación describimos paso a paso para obtener un plato igual al de la imagen que compartimos. Esta receta de pollo rinde 4 porciones.

Ingredientes para hacer milanesas de pollo con salsa de miel y ajo

  • Pechugas de pollo 2
  • Harina de trigo común 1 taza
  • Huevos 2
  • Orégano seco 1 cucharadita
  • Tomillo molido 1 cucharadita
  • Pimentón dulce 1 cucharadita
  • Sal y pimienta a gusto
  • Aceite para freír en cantidad necesaria

Para la salsa de miel y ajo:

  • Miel de abejas 125 ml
  • Almidón de maíz 1 cucharada
  • Agua 100 cm³
  • Salsa de soja 2 cucharadas
  • Dientes de ajo 5

Como hacer milanesas de pollo con salsa de miel y ajo

Comenzaremos esta receta de pollo cortando las pechugas de pollo en filetes, reservar.

Sobre un plato hondo batir los huevos con una pizca de sal y pimienta, reservar. En otro plato hondo disponer la harina de trigo, el tomillo, el orégano, y el pimentón, mezclar muy bien todos estos ingredientes y reservar.

Tomar cada uno de los filetes de pollo y pasarlos ligeramente por harina, luego por huevo y en última instancia una vez más por harina, esto nos devolverá un rebozado muy interesante.

Mientras preparamos nuestras milanesas de pollo colocar una cacerola o sartén profunda con suficiente aceite como para freír las milanesas, calentar el aceite evitando que se queme.

Cocinar cada una de las milanesas hasta que estén doradas y perfectamente cocidas en el interior, retirar sobre papel absorbente y reservar.

Para la salsa de miel y ajo necesitamos una pequeña cacerola, allí vamos a colocar la miel y los ajos picados, llevaremos estos dos ingredientes a fuego suave; una vez que este caliente agregaremos el almidón de maíz previamente disuelto en agua, cocinar durante dos a tres minutos hasta que la salsa espese ligeramente.

Con las dos preparaciones listas ya estamos en condiciones de emplatar, dispondremos una porción de milanesas y acompañaremos con nuestra deliciosa salsa de miel y ajos.