Muslos de pollo rellenos al horno

Los muslos de pollo son una de las partes del pollo que solemos aprovechar en muchas recetas diferentes, ya que se trata de una carne de gran sabor.

Muslos de pollo rellenos al hornoUna forma de sacarle mejor provecho a este corte es cocinando los rellenos, por ello hoy te quiero enseñar a hacer unos deliciosos muslos de pollo rellenos al horno.

Para esta receta de muslos de pollo al horno no sólo vamos a utilizar carne, sino también vamos a incorporar vegetales para hacer un plato muy balanceado y saludable.

Ingredientes para hacer muslos de pollo rellenos al horno

  • Muslos de pollo 3
  • Jamón crudo 3 fetas
  • Queso barra 3 fetas
  • Salchichas tipo Viena 3
  • Vino blanco 200 cm³
  • Cebollas blancas 2
  • Arvejas frescas 250 g
  • Sal, pimienta y aceite de oliva en cantidad necesaria

Como hacer muslos de pollo rellenos al horno

El primer paso para esta receta será quitarle el hueso a los muslos, para esta preparación vamos a reservar la piel, ello le dará mejor sabor y también una mejor presentación tras la cocción.

Realizar esta operación con todos los muslos, y disponer los sobre una tabla con la parte de la piel hacia abajo. Condimentar con sal y pimienta.

Envolver cada salchicha en una feta de jamón y una feta de queso, formando una especie de rollito.

Colocar esto en el centro del muslo y cerrar con ayuda de unos palillos de madera, procurando que las puntas queden lo mejor cerradas posibles para evitar que el queso se salga durante la cocción.

Condimentar los muslos con sal y pimienta en la cara exterior.

En una bandeja de horno colocar un buen chorro de aceite de oliva y disponer sobre esa una cama de cebollas cortadas en pluma, agregar las arvejas, disponer los muslos de pollo sobre esta cama de vegetales y rociar con el vino blanco.

Cocinar en horno a temperatura media (aproximadamente 180°) durante unos 35-40 y cinco minutos.

El tiempo de cocción dependerá principalmente de la potencia de tu horno y del tamaño de los muslos de pollo.

Para lograr un mejor dorado en la piel de los muslos puedes llevar la bandeja durante unos tres a cuatro minutos en la parte inferior del horno para que la llama esté en contacto directo con la preparación, esto hará que la piel quede dorada y crujiente.

Sólo restará disfrutar de estos deliciosos muslos de pollo relleno con salchicha y jamón crudo cocidos al horno con la guarnición que más te guste.

Alitas de pollo al horno caramelizadas

Alitas de pollo al horno caramelizadas¿A quién no le gustan las alitas de pollo caramelizadas?

Esta es una de las mejores formas que podemos preparar comidas con alas de pollo.

Otra ventaja de esta preparación es que las vamos a hacer en el horno, evitando así las frituras, para todos aquellos que quieren tener una dieta un poco más saludable y balanceada.

Pero no te dejes engañar, el sabor de estas alitas de pollo caramelizadas al horno no tiene nada que envidiarle a unas alitas fritas, te lo aseguro.

Ingredientes para hacer alas de pollo al horno caramelizadas

  • Alas de pollo 1 kilo
  • Sal
  • Pimienta
  • Ajo en polvo 2 cucharaditas
  • Pimentón dulce 2 cucharaditas
  • Nuez moscada una pizca
  • Salsa barbacoa 1 taza
  • Miel de abejas 1 pocillo
  • Papel manteca o papel aluminio en cantidad necesaria

Receta de alitas de pollo caramelizadas al horno

Lo primero que vamos a hacer es dividir las alitas por las dos coyunturas, y vamos a descartar la punta más fina, ya que es la que menos carne tiene.

A continuación vamos a colocar todas las alitas con su piel en un recipiente amplio y las vamos a condimentar con pimienta negra recién molida, sal, nuez moscada, ajo en polvo y el pimentón dulce, con las manos mezclar bien para que todas las alitas se cubran de los condimentos.

Dejar reposar en la heladera tapado con un film por al menos una hora, también puedes dejarlo toda la noche anterior, ello les dará mejor sabor.

Luego vamos a colocar las alitas en una bandeja de horno con papel manteca o papel aluminio, dejando algo de separación entre una alita y otra, para que las mismas se doren por todos sus lados tras la cocción.

Cocinar en horno a temperatura máxima hasta que estén perfectamente hechas hasta el hueso, puedes corroborar el punto de cocción clavando un cuchillo y viendo que el jugo que despiden es de color transparente.

Terminada la primera parte de la cocción vamos a retirar todas las alitas de pollo del horno para colocarlas en un recipiente junto con la salsa barbacoa y la miel mezcladas, untar muy bien las alitas en este preparado y volver a colocarlas sobre la bandeja de horno con papel manteca o papel aluminio.

Cocinar por otros cinco a 10 minutos a fuego fuerte hasta que estén caramelizadas, crujientes y totalmente apetitosas.

¿Que opinas de esta receta de alitas de pollo al horno? Me encantaría conocer tu opinión a través de los comentarios.

Pastel de pollo relleno con huevos duros

Planeo sorprenderte con una receta de pastel de pollo fácil y relleno, que te hará lucir en cualquier reunión familiar.Pastel de pollo relleno con huevos duros

Si estabas buscando una receta de pastel de pollo que puedes preparar con antelación y tener listo para el momento de la celebración, esta es una receta de pollo ideal, ya que se conserva de maravilla en la heladera.

Te invito a descubrir que necesitamos para preparar este pastel de pollo relleno con huevos duros, que podrás consumir tibio o frío como si fuese un fiambre de pollo casero.

Ingredientes para hacer pastel de pollo relleno con huevos duros

  • Carne de pollo picada 1 kilo
  • Jamón cocido 150 g
  • Pimiento morrón 1
  • Pan rallado 3 cucharadas
  • Sal fina 2 cucharaditas
  • Ajo en polvo 2 cucharaditas
  • Pimienta negra una pizca
  • Nuez moscada media cucharadita
  • Huevos crudos 2
  • Huevos duros 4

Como hacer pastel de pollo relleno con huevos duros

Lo primero que vamos hacer será colocar la carne de pollo picada en un recipiente amplio junto con el ajo en polvo, la pimienta negra, la nuez moscada, la sal, los huevos crudos ligeramente batidos y el pan rallado.

Debes mezclar muy bien estos ingredientes e incluso puedes amasarlos con las manos durante dos a tres minutos, esto le dará mejor consistencia al pastel.

En un recipiente alargado previamente aceitado colocar parte de la preparación en la base, disponer algunas tiras de pimiento rojo y colocar otro poco del preparado.

En el centro vamos a colocar los huevos duros enteros formando una línea, agregar otras tiras de pimiento y tapar con un poco más del preparado de pollo.

Terminar de colocar las últimas tiras de pimiento rojo y concluir el pastel con la mezcla de carne de pollo.

Con el pastel ya formado estamos listos para comenzar la cocción, puede ser en horno a temperatura media aproximadamente unos 180° durante unos 45-50 minutos con calor arriba y abajo.

Si no tienes horno, o no quieres usarlo simplemente, puedes cocinar este pastel a baño María dentro de una cacerola amplia con agua hasta la mitad del molde. Aquí la cocción demorará unos 60 minutos.

Terminada la cocción te recomiendo que esperes hasta que el pastel pierda algo de temperatura antes de cortarlo, para que éste mantenga su forma y no se rompa estropeando todo el trabajo.

Puedes acompañarlo con una salsa de roquefort o champiñones y papas al horno, una delicia irresistible.